Alpinistas al rescate del patrimonio santiaguero

16 de Enero de 2019 11:38am
Redacción Excelencias News Cuba
Alpinistas al rescate del patrimonio santiaguero

La restauración constructiva de una ciudad con 5 siglos de existencia como Santiago de Cuba fue una constante en los días finales del año 2018.

En ese afán por tener una urbe más atractiva, limpia y ordenada llama la atención de transeúntes y curiosos las peripecias que a más de 25 metros de altura realizan los integrantes del Grupo Alpicón (Alpinistas de la Construcción).

Ellos no son deportistas, sino restauradores, tampoco llevan piolet, pero si cucharines de construcción y brochas. Están rodeados por las significativas montañas santiagueras pero lo que ellos “escalan” son edificaciones con alrededor de un siglo de antigüedad, y a sus pies no pasan arroyos de agua, sino peatones y vehículos.

Encabezados por Homero Calixto Fuente Seidedos, especialista en salvamento y rescate y en técnicas verticales, los 6 integrantes de ese valeroso destacamento laboran en la rehabilitación exterior del Palacio de Gobierno Provincial santiaguero.   

La misión de Alpicón es especialmente conservar y enaltecer el esplendor del inmueble estilo ecléctico, concebido en la década del 20’ del siglo anterior por el arquitecto Carlos Segrera con su proyecto “Roma”, cuyas acciones constructivas comenzaron en el año 1923 y su inauguración efectuada en 1926.

Teniendo presente la considerable altura de estos edificios es muy difícil instalar bambas y andamios para restaurarlos ˗̶ ̶ explica Homero˗̶ ̶  por eso la relevancia de las técnicas de alpinismo para dicha intención.

“Estos métodos favorecen el acceso a cornisas y capiteles con mayor maniobrabilidad. Así podemos hacer el trabajo de rehabilitación con mejor eficacia en obras como estas, que para una ciudad envejecida tiene mucha significación”, añadió.

Por ahora las labores del Grupo Alpicón en el edificio sede del Gobierno Provincial de Santiago de Cuba, declarado Monumento Nacional, consisten en el enmasillado y restauración integral de algunos capiteles y cornisas. También son los encargados de pintar los balaustres pétreos, columnas y pilastras corintias de fustes estriados en tres de sus fachadas.

Además de utilizar cuerdas, guinches, brochas y arnés de distintos tipos y calibres, los integrantes de Alpicón hacen derroche de una alta cuota de valor y sacrificio para cumplir sus propósitos. Algunas de esas manifestaciones fueron captadas por el lente, pero otras calaron muy hondo en la memoria de este fotorreportero, quien, en una de las sesiones de trabajo, desde la misma altura y a merced de similar riesgo que ellos, presenció el coraje de estos hombres, verdaderos protagonistas del rescate del patrimonio en esta ciudad.

La historia del Palacio es relevante. No solo ha sido sede de diferentes estructuras de Gobierno, sino que está ligado a unos de los sucesos más transcendentales de la nación. En el recinto se realizaron las honras fúnebres de Martí, los días 29 y 30 de junio de 1951, como parte del programa denominado Entierro Cubano de José Martí.

En la hoja de servicio de estos Alpinistas de la Construcción sobresale el rol desempeñado a través de sus técnicas, en la colocación del enchape con láminas de cobre de la cúpula central de la Catedral de Santiago de Cuba y de sus cupulinos, luego del huracán Sandy. También son los autores, brocha en mano, del actual aspecto de las dos torres y fachada principal de la representativa Basílica de la Ciudad Héroe.

ALPINISTAS AL RESCATE DEL PATRIMONIO SANTIAGUERO

 

Back to top