Cómo luce La Habana en sus 500 años

16 de Noviembre de 2019 8:14am
Redacción Excelencias News Cuba
Cómo luce La Habana en sus 500 años

La Habana arriba a sus 500 años de fundada con la imagen renovada de muchas de sus joyas arquitectónicas, entre las que resalta el monumental Capitolio al que, con la colaboración de Rusia, se le restituyeron las láminas de oro que cubren su cúpula, mientras  a la estatua de la República situada a la entrada del edificio le fue devuelto el esplendor original, y los grandes salones, pasillos y hemiciclo quedaron remozados.

En  2017 comenzó la cuenta regresiva de la última etapa de una gran campaña emprendida por las autoridades cubanas para arribar a la celebración el 16 de noviembre de 2019 con numerosas obras nuevas o restauradas en zonas completas de la ciudad, entre ellos el icónico  Barrio Chino, el popular bulevar de la calle  San Rafael y la antigua finca de Los Monos convertida en Palacio Tecnológico. 

Otra obra intervenida,  respetando sus valores arquitectónicos y de uso, fue el centenario Mercado de Cuatro Caminos ubicado en una manzana completa  cercana a la parte interior de la Bahía, que fue convertido en una moderna tienda por departamentos, mientras una abandonada estación de trenes, que data de 1902, contigua al establecimiento revivió como Museo del Ferrocarril.

También el programa por los 500 años de La Habana incluyó el rescate de la fortaleza colonial El Castillo de Atares, ubicado en el sureste de la entrada a la capital y estrenado como museo donde se pueden ver réplicas de armas concebidas por Leonardo Da Vince.

Con motivo del medio milenio, la capacidad hotelera de la capital también creció con instalaciones  de alto estándar Cinco Estrellas Plus, como el Iberostar Grand Packard y el Hotel Paseo del Prado,  que junto a otras obras edificadas en el pasado reciente fortalecen a La Habana en sus 500 años con la condición de principal Destino turístico de ciudad  en la Isla.

Esas fueron los más representativos empeños de entre las más de 300 obras de diversas envergaduras previstas para los festejos por el medio milenio, que  más allá de las labores emprendidas, simbolizan la voluntad de las autoridades y del pueblo de la capital cubana por continuar la completa renovación de la Villa de San Cristóbal de Habana, laureada hace unos años como Ciudad Maravilla.

Los festejos por el medio milenio tienen  además  un especial simbolismo  por el reconocimiento de importantes personalidades invitadas a Cuba  y  el acompañamiento de  muchos países con su solidaridad y amistad, y de rechazo al bloqueo estadounidense a la Isla,  entre los que figuran los Reyes de España por los especiales lazos históricos, culturales y humanos que unen a ambas naciones.

Lejano está aquel año de 1519, cuando un puñado de vecinos, ilustres unos y muchos humildes pobladores, pero todos unidos en la voluntad de levantar  y defender  la  Villa de San Cristóbal de La Habana, dejaron afianzados en la histórica misa de El Templete esos propósitos.

Opinan los turistas tras conocer La Habana

Entre los miles de turistas que la visitan está una joven española, Lidia Hernández, quien expresó:

“La capital cubana no deja de sorprenderme cada vez que vuelvo a ella, está tan hermosa como siempre. Cuando paseo por sus calles siento esa sensación de estar en mi segunda tierra, tierra de gente noble que está dispuesta a regalarte una sonrisa siempre.
“Lo que más me agrada de esta maravillosa ciudad es su casco viejo, sus callejuelas llenas de historias. Lugares donde se respira alegría, felicidad y diversión. Volver a ella es siempre un placer, rodearse de su gente y disfrutar de sus tradiciones.”

La mexicana Iris Díaz, opina que “La Habana es un tesoro incomparable, y en general Cuba es un país que debe visitarse, conocer su historia, recorrer sus calles y contemplar todos esos autos antiguos circulando, maravillarse con su arquitectura en cada edificio y deleitarse con esos atardeceres desde el Malecón.

“Entre lo que más me ha gustado está La Habana Vieja y su Catedral, así como sus plazas, el Paseo del Prado, el Malecón, la Bodeguita del Medio, El Floridita, el cine Yara y la heladería Coppelia.

“Me encanta tomar una bebida en la terraza del Hotel Nacional, caminar la Calle 23 hasta el Malecón, visitar el Museo de la Revolución, Bellas Artes y el  Gran Teatro  Alicia Alonso, sin olvidar el imponente Capitolio.

María Ojeda, argentina, destaca que he estado en La Habana en más de una ocasión. “Tengo las más hermosas impresiones de la gente que la habita, a quienes considero maravillosas.

“Entre lo que más valoro está también la seguridad de sus calles, por eso aspiro a regresar siempre que pueda.

La Habana es una de las entradas principales de turistas a Cuba

La capital cubana es la vía de entrada del 60 % de los visitantes que llegan al país.

Tiene una infraestructura hotelera y de servicios competitiva con la del resto de los destinos del Caribe, pero además se puede disfrutar del Destino tranquilamente a cualquier hora.

A todo eso se añade el trato cordial y amistoso de sus pobladores, el ambiente de relax que le confiere el paisaje de su bahía, el desandar sus calles observando sus añejas o nuevas edificaciones, porque La Habana invita no solo en ocasión de su aniversario 500, sino que su convite es permanente.

Bienvenidos pues, a esta ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Fuegos artificiales en La Habana

 

Fuegos artificiales en La Habana

 

Back to top